¿Beber y comer al mismo tiempo hace mal?

Se debería beber 20 a 30 minutos antes de comer, y de 1.5 a 2 horas posterior a cada comida para tener una buena digestión.

Una duda que muchos tienen y pocos saben la respuesta científica podemos tratarla aquí. ¿Almorzar o cenar acompañado de algún líquido podría hacer mal? La respuesta es sí, hasta un cierto punto. En este artículo desarrollaremos brevemente el concepto.




El líquido en el organismo diluye bastante el líquido digestivo del estómago, dificultando la digestión de los alimentos, sobre todo si fuera un líquido helado, pues la temperatura ideal para que el aparato digestivo trabaje bien es de 35 grados o más. Ese es uno de los puntos negativos para no alimentarse bebiendo. Por ello, beber líquido durante las comidas perjudica la digestión, ya que puede crear dilatación en el estómago, fermentación y hasta un bajo aprovechamiento de los nutrientes.

Se debe tomar líquido en el momento oportuno. Lo cierto es distribuir esa ingestión de líquido en el día y en los intervalos de las comidas, es decir, hasta 20 a 30 minutos antes y solamente 1.5 a 2 horas después de cada comida. Cuando el organismo se está alimentando, manda informaciones al cerebro, y bebiendo líquido en las comidas, el cerebro confunde el “sentido” de saciedad. Eso podrá hacer que se coma en exceso.

Escribir comentario

Comentarios: 0

Redes

Revolution Fitness

Contador de visitas

contador de visitas

Ultimos Articulos

Esteticién Huelva

Todossport

 

Deporte, Nutrición y  Vida Sana